El azúcar, enemigo de la salud dental si no toman precauciones

Una boca sana es una boca feliz, así que tenemos que esforzarnos para mantener siempre la sonrisa lista y dispuesta. Unos dientes sanos nos harán la vida mucho más fácil y feliz. Parte de los grandes problemas que surgen en los dientes están provocados por la alimentación, además de por una insuficiente higiene dental.

La caries es una enfermedad que se produce a causa de la acción de bacterias que viven en la boca y que atacan el esmalte del diente. Hay unos alimentos que ayudan a combatir el efecto de esas bacterias y evitan la formación de la caries. Hay otros que, por el contrario, potencian el efecto de esas bacterias y hacen que sea más probable que aparezca la caries.

Uno de estos alimentos nada aconsejables es el azúcar. Suele estar presente en más alimentos de lo que nos imaginamos. Los dulces, las golosinas, las galletas, son alimentos en los que el azúcar está presente y tiene un riesgo añadido. La composición de estos dulces hace que queden pegados a los dientes y dificulten la tarea de la saliva deshaciéndose del azúcar.

Esto provoca que no se elimine de forma correcta, por lo que es necesario realizar un cepillado de los dientes tras una comida en que estos alimentos estén presentes. Cuanto más pronto se realice, mejor.

El azúcar está presente en los dulces, pero también en el pan, los zumos de frutas industriales, refrescos carbonatados, tés embotellados y otros productos industriales, donde se abusa de su utilización y puede provocar la aparición de caries.

Para contrarrestar la acción del azúcar, hay que evitar el abuso de alimentos que lo contengan. No vayamos a demonizar su consumo sin más. Como todo, la ingestión de estos alimentos con moderación no es mala, y con una buena higiene dental, se reducen los riesgos completamente. Debemos recordar cepillar los dientes tras cada comida, y si no se puede por cualquier motivo, mascar un chicle sin azúcar puede ayudar a limpiar en parte los dientes. Una medida provisional que ayudará hasta que podamos utilizar el cepillo de dientes.

Leave a reply